jump to navigation

Unos peces cíclidos evolucionan en directo para diversificar su percepción de los colores octubre 2, 2008

Posted by Manuel in biologia, ciencia, creacionismo, diseño inteligente, divulgación científica, evolucion.
Tags: ,
comments closed

EL MUNDO
Los cíclidos son tristemente conocidos por ser algunos de los últimos habitantes del malogrado Lago Victoria, la mayor reserva de agua dulce del continente africano que la sobrepesca y la contaminación han convertido en un verdadero ejemplo de desastre antropogénico. Pero estos pequeños peces, cuya diversidad se ha visto enormemente diezmada (las 500 especies existentes se han reducido a la mitad) en los últimos 30 años, acaban de otorgar un valioso y raro regalo a la ciencia: han mostrado, a escala humana, cómo una especie se diversifica hasta crear otra sin que estén geográficamente aisladas.

Los científicos sabían que, teóricamente, la divergencia por selección natural en los sistemas sensoriales podría causar especiación. En la práctica, los cíclidos representan ejemplos “de manual” de especiación extraordinariamente rápida sin que haya separación geográfica. Pero tener entre las manos la evidencia sobre cómo tiene lugar el proceso es algo muy inusual. Y es lo que han logrado investigadores de varios países, tal y como relatan en un estudio que publica hoy la revista Nature.

A tiempo real y en el laboratorio natural del Lago Victoria, lo que eran unos cíclidos de distinta coloración nupcial se han diversificado en distintas especies según la profundidad y la claridad de las aguas. La divergencia se produjo a nivel sensorial, en relación con la percepción de las longitudes de onda que penetran el lago: primero tuvieron lugar cambios en su visión del color por adaptaciones al entorno. Luego, este cambio desencadenó variaciones en las preferencias de las hembras por la coloración nupcial de los machos. Concretamente, Ole Seehausen, de la Universidad de Berna (Suiza), y colegas estudiaron a dos cíclidos comunes y muy emparentados entre sí, pero con coloraciones nupcial distintas. La primera, Pundamilia pundamilia, tiene un color azulado, y la segunda, Pundamilia nyererei, tiene un tono rojizo.

Un macho de Pundamilia pundamilia de una zona de aguas claras donde peces rojos y azules son especies genéticamente distintas. Los autores concluyeron que, entre estos dos grupos de cíclidos genéticamente distintos, los fenotipos azules estaban asociados con aguas superficiales, mientras que sus colegas rojos eran más propios de aguas más profundas y más oscuras. A través de experimentos en laboratorio, los científicos comprobaron cómo determinadas mutaciones genéticas permitieron a algunos individuos adaptar su visión a las condiciones del entorno. De este modo, algunos peces pueden ver el color rojo a mayor profundidad, y otros reconocen el azul en aguas más superficiales. “Estos peces se encuentran todo el tiempo y viven realmente en el mismo lugar”, dijo Seehausen a Reuters. “Es asombroso”. Los evolucionistas suelen considerar que el origen de una nueva especie está ligado a una separación geográfica.

Los cambios en la claridad del agua y la penetración de la luz en el lago están directamente relacionados con el deterioro ambiental y, concretamente, con la eutrofización (proliferación incontrolada de algas) debido a un exceso de nutrientes (como los detergentes) provenientes de la actividad humana. El exceso de algas crea un manto opaco que impide la penetración de la luz en el agua.Por otra parte, la deforestación del entorno ha hecho que la tierra ya no quede fijada al suelo y vaya arrastrada hasta el lago.Los autores del estudio señalan que los resultados pueden contribuir a mejorar la conservación del ecosistema en general y de los cíclidos en particular.

Un macho de ‘Pundamilia pundamilia’ de una zona de aguas claras donde peces rojos y azules son especies genéticamente distintas. (Foto: Inke van der Sluijs)

Anuncios

El virus del sida comenzó a propagarse en humanos a finales del siglo XIX octubre 2, 2008

Posted by Manuel in biologia, ciencia, creacionismo, diseño inteligente, divulgación científica, evolucion, microbiologia, mutaciones, sociedad.
Tags: , ,
comments closed

No se puede entender la biología sin la teoría de la evolución. Las aplicaciones obtenidas a partir de su desarrollo son de muy diversa índole tal y como ya mostré en ¿para qué sirve la teoría de la evolución? . He aquí una nueva aplicación.

ISABEL F. LANTIGUA. El Mundo

Saltó a la fama en 1981, como responsable de la enfermedad del sida, pero antes de salir a la luz pública, el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) ya había infectado a muchos habitantes, principalmente de África. El análisis de una muestra de 1960 de una mujer seropositiva de Kinshasa (República Democrática del Congo) ha permitido a un equipo de investigadores de los cuatro continentes averiguar que la cepa del virus más extendida en el mundo comenzó a propagarse entre los humanos entre 1884 y 1924, y no durante los años 30 como se creía hasta ahora.

En un trabajo que bien podría firmar el mismísimo Indiana Jones, el equipo ha seguido el rastro arqueológico del virus para descubrir su origen centenario. El fragmento que han logrado analizar (bautizado como DRC60) supone la segunda muestra más antigua del VIH que se conoce. La primera, obtenida hace 10 años, es la ZR59 y procede de un hombre también de Kinshasa. Con las dos sobre la mesa, han podido llevar a cabo el primer estudio genético comparativo de las antiguas cepas del virus y descubrir cuándo empezó a diversificarse. Sus resultados los publican en la revista Nature.

¿Qué han descubierto? Pues que los genomas de ambas muestras se diferencian en un 12% pero ambas partieron del mismo virus, el del grupo M, responsable del 95% de los casos de sida del mundo. “Dado que cada subtipo del virus requiere varias décadas de evolución independiente en los humanos, las divergencias encontradas en las muestras, que se llevan tan sólo un año, indican que tienen un ancestro común que empezó a diversificarse mucho tiempo antes, a comienzos de siglo XX”, señala Michael Worobey, coordinador del trabajo de la Universidad de Tucson en Arizona (EEUU).

La explicación más simple para la propagación de este primer virus es que “saltó de los chimpancés a los humanos, seguramente a través de las exposición de los individuos a la sangre de estos animales, a los que cazaban furtivamente para alimentarse de su carne”, aclara en un comentario Paul Sharp, del Instituto de Biología de la Evolución de la Universidad de Edimburgo. Los investigadores señalan que “la reserva de este virus ancestral, antes de su evolución, todavía se puede encontrar entre comunidades de chimpancés salvajes en la misma área del continente africano, en la República Democrática del Congo”.

Crecimiento de las ciudades

Según el trabajo, la propagación del virus en esa época coincide con las primeras aglomeraciones urbanas en África central y con el asentamiento de las primeras colonias europeas en el lugar. Este crecimiento facilitó la transmisión del VIH. Como explica Paul Sharp, “Kinshasa (en aquella época Leopoldville) no fue sólo la mayor de estas ciudades que empezaron a surgir sino también una ruta de escape del virus hacia Camerún y otros lugares”. Anthony Fauci, director de los Institutos de Alergia y Enfermedades Infecciosas de EEUU, que han financiado la investigación, declara a elmundo.es que “hasta ahora se pensaba que el virus comenzó a propagarse en humanos alrededor de 1939, pero gracias a este estudio descubrimos que ya estaba presente tres décadas antes”.
“Descubrir la historia genética del VIH y cómo ha evolucionado da a los científicos un conocimiento más veraz sobre cómo puede mutar el virus en el futuro. Estas investigaciones pueden ayudar a desarrollar nuevas terapias y estrategias de prevención eficaces”, añade Fauci.

Imagen de Kinshasa datada entre 1883 y 1885, poco después de su fundación. (Foto: Nature)