jump to navigation

Creacionistas en los templos del saber diciembre 18, 2008

Posted by Manuel in ateismo, biologia, ciencia, creacionismo, divulgación científica, educación, escepticismo, evolucion, sociedad.
Tags: ,
trackback

darwin-se-equivoco
Siempre he considerado a las Universidades como los templos del saber, y a las bibliotecas y las librerías universitarias como depositarias de ese legado. Por eso me sorprendió de forma muy negativa lo que me ocurrió ayer. Tuve que desplazarme por motivos profesionales hasta la Universidad Autónoma de Madrid, y dado que llegué con tiempo sobrado decidí matar el tiempo de espera en la librería del Campus. Me acerqué a los estantes donde residen los libros de ciencias naturales y pude ver que disponen de una buena colección, más abundante y variada que la de las grandes librerías del centro de Madrid. Sin embargo, entre los diversos libros dedicados al tema de evolución me encontré con uno titulado “Darwin se equivocó” firmado por H.J. Zilmer. Al principio pensé que se trataba de un libro crítico con los postulados de Darwin, al fin y al cabo el darwinismo no explica algunos de los procesos de la evolución. Sin embargo, al comprobar que este libro se encuadraba dentro de la llamada “Colección Tercer Milenio” me hizo temer lo peor. Efectivamente, no es un libro crítico con las tesis de Darwin, es un libro que niega la evolución, que inventa datos y que echa mano de la pseudociencia para desacreditar datos científicos más que contrastados. ¿Merece este libro estar en una librería universitaria?. Y lo que es más importante, ¿merece residir en la sección de ciencias naturales?. Desde mi punto de vista este libro debería ser trasladado a la sección de ciencias esotéricas.

Para concluir una joya de la contraportada del libro donde se muestra la “calidad” de esta obra: la evolución no es posible, en todo caso existe un Creador, aunque la tesis más probable es que somos producto de entes extraterrestres. Sobran comentarios.

Anuncios

Comentarios

1. darwin tenia razon - diciembre 18, 2008

Los universitarios tienen derecho a leer y discriminar ambas lecturas, la creacionista y la evolucionista. Despues contrastarlas y decidir que les parece correcto y que no.
No puedes decidir que tipo de lectura debe aparecer exclusivamente en las bibliotecas públicas, solo decide TU BIBLIOTECA.

2. Óscar - diciembre 18, 2008

Claro, que incluyan también en la librería algo de Mortadelo y Filemón, al menos tiene mayor interés que el plomazo antidarwinista y seguro que el rigor científico será superior.

3. JACS - diciembre 18, 2008

Yo también estoy de acuerdo con “Darwin tenía razón”. Creo que siempre hay un sitio para este tipo de libros en las universidades. Por ejemplo, en mi universidad, aquí en Irlanda, hemos recibido el libro de Harun Yahya, y lo estamos aprovechando bastante bien. Hay una puerta rota y lo hemos puesto en el suelo para mantenerla abierta. Debido a que es un libro muy pesado, hace su trabajo bastante bien. Y cada vez que entras a esa habitación, puedes pisotearlo y reirte de los creacionistas. Yo cada día lo pisoteo varias veces, y como aquí llueve bastante y hay barro, aprovecho la ocasión y me limpio la suela con él. Y los compañeros hacen lo mismo. La portada ya casi no se ve, lo que indica que el libro ha sido usado. Ya ves, al ponerlo ahí, se facilita que los universitarios lo usen. Creo que esa es la actitud correcta, darle la misma oportunidad a todos los libros, entendidos estos como conjunto de hojas con palabras escritas.

Saludos

4. pauloarieu - diciembre 18, 2008

extraterrestres?
estan de moda?

5. Sceptic - diciembre 18, 2008

Bueno me parece muy fuerte. Si eso ya que pongan a Aramis Fuster hablando del pasado, que es mucho mas cientifico que Darwin.

Negar la evolucion hoy por hoy es, simplemente, absurdo. Esta aceptada y punto. No se porque hay gente que se sigue empeñando en el Creacionismo y sus tendencias.

“… aunque la tesis más probable es que somos producto de entes extraterrestres… ”

Con un par.

6. pauloarieu - diciembre 18, 2008

darwin tenia razon :
por lo k ice Manuel, este libro no es creacionista biblico.Es pseudociencia pura, una mezcla de creacioniswmo con nueva era, algo letal para cualquier alumno.
tiene razon manueol, ese tipo de libros no deberia estar en una biblioteca universitaria
Para eso es preferiblev que pongan una biblia para que sea leida, por lo menos es mas puro el origen de los conocimientos creacionistas.
sin interpretacion de seudociencias,la biblia se lee mejor
saludos

7. Phosphoros - diciembre 18, 2008

Hola
Voy a tratar de conseguir esa basura para mi colección.
Saludos.

8. operations - diciembre 18, 2008

Estoy totalmente de acuerdo con “Darwin tenía razón”. ¿Por qué no dejar a los alumnos decidir por si mismos lo que más les convezca?
El querer controlar el sistema de esa forma como tu lo ves, Manuel,
es censura y prejuicio.
Parece como si hubiera cierto miedo. De todas formas, eso es falta de respeto hacia los alumnos
Como bién dice “Darwin tenía razón”, tú decide en tú biblioteca.

9. J.M.Hernández - diciembre 18, 2008

Confundir evolucionismo con darwinismo ya descalifica para estar presente en una biblioteca universitaria, a no ser que se encuentre en la sección de “Grandes gazapos editoriales”.

Por supuesto que los universitarios tienen derecho a leer todo, pero los universitarios no son retrasados mentales. Si quieren leer a Mortadelo, como dice Óscar, no irán a buscarlo a una biblioteca de ciencias, es una de las cosas que se les enseña en la carrera.

Además, estos autorcillos que tanto critican la “ciencia oficial” y el “pensamiento único”, pierden el culo por estar en una librería o una biblioteca universitaria, porque creen que eso les da prestigio.

No a la censura, pero sí a los códigos de la UNESCO.

Saludos.

10. Manuel - diciembre 18, 2008

El señor H.J. Zilmer no es un cualquiera. En el año 2006 las autoridades educativas polacas intentaron que la UE impidiera la enseñanza de la evolución a nivel europeo. Zilmer fue uno de los “científicos” (ni siquiera sé si es licenciado en algo, sólo sé que es vendedor de best-sellers sobre esoterismo, OVNIs y demás) que apoyó las tesis polacas ante los comités de la EU que estudiaron el “caso”. ¿De veras merece la pena tener los libros de alguien así en las estanterías de ciencias?. ¿Por qué no ponemos también a von Daniken o al padre Apeles?.

Entiendo que una librería es un negocio, pero hay otros muchos lugares donde localizar estos libros. De hecho, si hubiese una formación científica más amplia, estos libros serían colocados en la sección de humor o de ciencia ficción.

Saludos

11. JACS - diciembre 18, 2008

“¿Por qué no dejar a los alumnos decidir por si mismos lo que más les convezca?”

En primer lugar, se dice “convenza”. Desde luego, los alumnos no son tontos, no creo que un estudiante universitario necesite que le expliquen lo que es un charlatán y un embustero.

“El querer controlar el sistema de esa forma como tu lo ves, Manuel,
es censura y prejuicio”.

Poner los libros en el sitio que les corresponde no es censura. Si hay una sección de ciencias, pues ahí se ponen los libros de ciencia. Si hay una sección de literatura, pues ahí se ponen las novelas. Si hay una sección de humor o de pseudociencia, pues ahí se pondrá ese libro. Y si esta última sección no está en la biblioteca, pues el libro no se pone en la biblioteca o se devuelve.

“De todas formas, eso es falta de respeto hacia los alumnos”.

Estoy de acuerdo. Poner ese libro en una biblioteca universitaria es una falta de respeto a la inteligencia de los alumnos.

“tú decide en tú biblioteca”.

Resulta que la biblioteca universitaria la pagamos todos.

Resumiendo: ese libro no debería estar ahí, por respeto hacia los alumnos, hacia la institución universitaria y hacia la ciencia. No hace falta irse por las ramas.

12. Gonn - diciembre 19, 2008

Muy buenas,
Lo primero, Manuel, mañana te cuento sobre este libro…
En segundo lugar, he de decir que tengo en mi biblioteca personal esta “joya”. Y precisamente, lo compré cuando estaba en 2º o 3º de carrera (biología). No obstante, este libro no lo encontré en la biblioteca de mi universidad, si no en la Casa del Libro, entre la sección de filosofía y esoterismo (bravo por la Casa del Libro…). Y aunque ha pasado tiempo, lo recuerdo perfectamente porque precisamente por ello me llamó la atención y me extrañó: ¿qué hacía un libro de evolución en esa sección? Luego entendí…
Así que le eché una ojeada y me quedé bastante alucinado, solamente leyendo el índice. Y por esa misma razón decidí comprarlo. De hecho, creo que fue de mis primeros contactos con el creacionismo, del que apenas sabía nada en aquel momento.
Y lo leí… y flipé…
En parte, he de agradecer a este libro que me obligó a buscar información sobre ciertos temas relacionados directa o indirectamente con la evolución, gracias a lo cual aprendí bastante.
Pero es obvio que este libro no debe estar jamás al lado del Origen de las especies, sino tal y como lo encontré, en esoterismo.

En cuanto al autor, dice ser ingeniero civil y parece haberse doctorado en algo relacionado con construcciones. Pero en lo que respecta a formación científica de cualquier disciplina tiene entre 0 y 1, es decir, nada. Sin embargo, se atreve a desacreditar no solo la evolución sino también la geología y la paleontología. Vamos, al más puro estilo creacionista. No obstante, afirma ser ateo catastrofista y seguidor de la “”teoría”” (debería poner más comillas) de la Tierra Joven especial, o lo que es lo mismo, que la Tierra existe desde hace mucho, pero hace unos 5000-6000 años sufrió un cataclismo brutal que reconvirtió totalmente su superficie.
Estos y más delirios pueden encontrarse entre sus “ideas”.

Resumiendo, una joya creacionista totalmente anticientífica a la que no me opongo, siempre y cuando sea colocada en el lugar que le corresponde, es decir, esoterismo, ciencia ficción, literatura fantástica o semejantes.
Saludos,
Gonn


Sorry comments are closed for this entry

A %d blogueros les gusta esto: