jump to navigation

Hallan un dinosaurio que explica la formación de las alas en los pájaros junio 19, 2009

Posted by Manuel in biologia, ciencia, creacionismo, divulgación científica, evolucion, geología, paleontología.
Tags: , , ,
trackback

ABC Digital

dino1

Investigadores han descubierto en el oeste de China un pequeño dinosaurio herbívoro provisto de pico del tipo de los terópodos que puede aportar importantes evidencias de cómo las manos de cinco dedos de los dinosaurios evolucionaron en las alas de los actuales pájaros.

«Este nuevo animal es fascinante en sí mismo y, cuando se coloca en el contexto evolutivo, ofrece pruebas interesantes acerca de cómo las manos de las aves han evolucionado», explica el doctor James Clark, de la Universidad George Washington (EE.UU.), uno de los descubridores del dinosaurio junto a Xu Xing, del Instituto de Paleontología Vertebrada y Paleoantropología de Pekín.

El Limusaurus inextricabilis -que significa algo así como el «largarto que no pudo escapar»- fue encontrado en un yacimiento de 159 millones de años de antigüedad situado en la cuenca de Junggar en Xinjiang, al noroeste de China. El dinosaurio fue bautizado así por la manera en la que estaban apilados sus huesos, uno encima del otro, en el fango fosilizado de una zona que fue objeto de una película de National Geographic en 2008, ‘La trampa de la muerte del dinosaurio’
mano
«Un descubrimiento fascinante»

Un examen detallado de los fósiles puso de manifiesto que el dinosaurio carecía de dientes, pero poseía un pico plenamente desarrollado. Su falta de dientes, los brazos cortos sin garras afiladas y otras características del animal sugerían que se trataba de un comedor de plantas, aunque también está relacionado con la familia de los dinosaurios carnívoros.

Pero lo más inusual fueron los dedos de sus manos, que ofrecen luz sobre la larga controversia de cómo los dedos están presentes en las alas de los pájaros actuales, que son los descendientes de los dinosaurios terópodos. El Limusaurus, a diferencia de los terópodos conocidos hasta ahora, tienen el primer dedo sensiblemente más reducido y los tres centrales más desarrollados, lo que coincide con la evolución experimentada con las aves. Los embriones de las aves modernas nos dicen que éstas perdieron un dedo del exterior y otro del interior y las alas surgieron de los tres dedos centrales.

«Este descubrimiento es fascinante, porque cambia lo que pensábamos sobre las manos de los dinosarios. También es sorprendente encontrar una relación entre huesos de hace millones de años y las moléculas de las aves actuales» , ha señalado el doctor Xu Xing. La investigación ha sido publicada en el último número de la revista Nature.

Anuncios

Comentarios

1. jc - junio 19, 2009

Hoy paleofreak explica muy bien la importancia del fosil y de como `puede solucionar la controversia que existia entre los datos paleontologicos y embrionarios en relación a la evolución de la mano en dinosaurios-aves.

2. Phosphoros - junio 19, 2009
3. Cnidus - junio 19, 2009

Ya se que se suele repetir mucho, pero: “otro clavo más para el ataud de los creacionistas”.

Jopé, con tantos clavos podríamos fundirlos y construir una Torre Eiffel 😀

4. J.M.Hernández - junio 19, 2009

Interesante, sí señor. El paso de terópodos a aves es fascinante, y no dejan de surgir descubrimientos que van aclarando cada vez más el hecho ya aceptado por muchos taxónomos: las aves no provienen de los dinosaurios, son dinosaurios.

Saludos.

5. lainon - junio 19, 2009

Había una controversia hace unos años con un saurio que tenía una especie de alas en las patas, y se intentaba saber si realmente podían haber sido los primeros antepasados… No sé en que quedó la cosa, pero por las pruebas que hicieron al parecer sólo podía planear, no volar…

6. El rano verde - junio 19, 2009

Hola Lainon 5#. Sí, ese del que hablas es este, el microraptor:

http://www.dinosaurios.info/d-microraptor.html

Más que aves (no están en la línea evolutiva de las aves) serían dinosaurios voladores. ¿qué cosas, no? 😀

Lo que sigue en discusión es si el diseño de 4 alas fue una fase previa a las 2 que vemos en el Archaeopteryx (Jurásico), y cuyo diseño original perviviría en el Microraptor, que es posterior (Cretácico), o por el contrario Microraptor es un género muy especializado y distinto (y el único que tenía 4 alas).

A mí personalmente ver esa curiosa estructura de planeo con 4 alas como diseño ancestral me parece una hipótesis demasiado arriesgada, y que pierde fuerza con el tiempo.

Pero los nuevos fósiles que se descubran tendrán la última palabra, claro… 😉

7. lainon - junio 20, 2009

Pues efectivamente, ese era… En cualquier caso posiblemente estemos lejos todavía de fijar unos origenes saurios para las aves, aunque sea lo más probable. De todas formas prefiero los mamiferos: tienen piel y han conseguido especies como el perro, claramente más evolucionados que los humanos… XD

8. El rano verde - junio 20, 2009

Bueno, Lainon #7, el principal problema a la hora de fijar un origen es que como bien dice J.M.Hernández #4, “las aves no provienen de los dinosaurios, son dinosaurios”.

Y la expresión física de ese problema es que cada año se encuentrán nuevos dinosaurios con plumas, con picos, planeadores… y con una serie de características que son iguales a las de las aves. Pero son dinosaurios no avianos, “primos” de los dinosaurios avianos que viven hoy día y muy parecidos a ellos.

En realidad clasificar a las “aves” como un taxón aparte de los dinosaurios es ya prácticamente imposible, porque hay demasiadas especies con caracteres intermedios. Sería algo así como intentar clasificar a los primates como un taxón aparte de los mamíferos. La pregunta lógicamente sería “¿Y qué tiene de especial un primate que no tengan el resto de mamíferos?”

Y en nuestro caso la pregunta sería “¿qué tiene de especial un ave que no tengan el resto de dinosaurios?” Si vemos que hay dinosaurios no avianos con pico, plumas, alas y sangre caliente ¿cómo demonios delimitamos el taxón “ave” para separarlo del resto? 😉

Otra cosa es preguntarse por el origen evolutivo del grupo de dinosaurios concreto que son realmente antepasados directos de las aves actuales. Yo apostaría por el Archaeopteryx como candidato más probable. Es Jurásico y presenta una mezcla de caracteres que lo situa directamente en la línea evolutiva ancestral. Si no fue él el primer antepasado común de las aves actuales, debió de ser un bicho muy parecido a él y que viviera en la misma época. Para el caso, es prácticamente lo mismo. 😉


Sorry comments are closed for this entry

A %d blogueros les gusta esto: