jump to navigation

El fin del mundo en 2012: cómo se fabrica una gran mentira noviembre 19, 2009

Posted by Manuel in astronomia, ciencia, divulgación científica, educación, escepticismo, pseudociencia, sociedad.
Tags: , , , , , ,
trackback


JUDITH DE JORGE- ABC Digital

¿Cómo consigue una mentira absolutamente increíble expandirse como la pólvora y convencer a miles de personas en todo el mundo a pesar de que no cumple ni una sola verdad científica? Desde hace unos meses, el absurdo bulo de que el mundo se acaba en 2012 por un cataclismo cósmico circula sin control por internet en webs de contenido pseudocientífico. Ninguno de sus planteamientos tiene sentido -echa al traste leyes universales e incluso se saca de la chistera, sin ningún rubor, un misterioso planeta oculto-, pero como no faltan crédulos dispuestos a confiar en el primer planteamiento absurdo que se les proponga, el movimiento pro Armagedón se ha convertido en una gran bola de nieve. Esa locura colectiva ha llegado a las puertas de la NASA. Como adelantó ABC.es hace unos días, uno de los especialistas de la agencia espacial, el astrobiólogo David Morrison, un experto de renombre mundial en el sistema solar, ha tenido que salir a escena para aclarar que, aunque el mundo tiene muchas tristes razones para irse a pique, no hay ninguna señal de que ocurrirá precisamente en esa fecha, y mucho menos por un choque planetario o algo semejante.

El especialista expone sus razones, perfectamente argumentadas, en una web muy recomendable. Entonces, ¿qué intereses ocultos hay detrás del engaño? ¿Y cómo se ha montado esta especie de marketing viral? ¿No echan de menos que no haya mencionado hasta el momento la recién estrenada superproducción de Hollywood «2012»? Por supuesto. Aquí está una de las claves del asunto. Pero empecemos por el principio…. Seguir leyendo AQUÍ

Anuncios

Comentarios

1. pauloarieu - noviembre 19, 2009

Hola, lamentablemente,la gente es muy ingenua, se cree cualquier cosa.
Esto esta relacionado con las profecias mayas, que dicen que algo va a pasar en el 2012.
Aca te dejo otro, que escribio el teologo Santomauro.
http://mujercristianaylatina.wordpress.com/2009/11/11/¡se-nos-viene-el-2012/

Saludos

2. Manuel Abeledo - noviembre 19, 2009

Hola, lamentablemente,la gente es muy ingenua, se cree cualquier cosa.

Gran verdad…

Y que lo diga un teólogo es bastante hipócrita por su parte.

3. edgar - noviembre 19, 2009

exacto. pero los teologos eligen que fantacia les conviene y desechan las que no convienen.

4. pauloarieu - noviembre 19, 2009

Hola Manuel Ab.
El muerto se asusta del degollado?
Me haces acordar la expresion de los idolos, tienen ojos pero no ven.
La incredulidad te ciega Abeledo y te endurece ademas el corazon.
22 La lámpara del cuerpo es el ojo; así que, si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz; 23 pero si tu ojo es maligno, todo tu cuerpo estará en tinieblas. Así que, si la luz que en ti hay es tinieblas, ¿cuántas no serán las mismas tinieblas?, (Jesus)
Como son tus ojos? Ya que dices ver en mi la hipocrecia, no seras que tu mirada esta tan cargada de malicia que te impide ver bien?

5. Manuel Abeledo - noviembre 19, 2009

La incredulidad te ciega Abeledo y te endurece ademas el corazon.

Dudo que el escepticismo me ciegue. Resulta obvio sin embargo que la credulidad, la tuya y la de tantos otros, es hipócrita cuando se trata de juzgar las creencias ajenas mientras se aceptan las propias como indiscutibles.

6. edgar - noviembre 19, 2009

pero por que siempre esas respuestas.
paulo es contradictorio de tu parte. de que digas que la profecia maya es falsa. cuando tu doctrina es igual de falsa. las dos son iguales. ay dioses – resos – ritos – etc

¿por que citas palabras de jesus? cuando tu te comportas como fariseo.

7. Darío - noviembre 19, 2009

En cuanto a los inconversos, alguien dijo que hemos dejado de creer en Dios, pero no hemos dejado de creer en nuestros temores. Nuestro mensaje para el incrédulo que tiembla ante la fecha del 2012 es éste: De no arrepentirse y venir a Cristo en fe, su angustia de ahora palidece ante la angustia que usted sentirá en el infierno de la condenación eterna. Las imágenes allí serán peores que un tsunami global, platos voladores destruyendo a New York con rayos laser, o Hugo Chavez siendo elegido presidente sudamericano

¡Uy, qué miedo! 😛

Artìculo racista, mentiroso y fascista como pocos. ¿No tenías algo mejor, Paulo?

8. pauloarieu - noviembre 20, 2009

Edgar?
Ahora soy fariseo? Habre estudiado a los pies de Gamaliel tambien?
me honras al considerarme fariseo. Eran excelentes creyentes, sabias?
La crema del judaismo ortodoxo. Jesus los enfrentó a algunos de ellos,no a todos. Y todavia existen hoy en dia, los fariseos,son los judios ortodoxos.No se llaman asi, pero creen lo mismo que hace 2000 años.No han cambiado ni una letra a sus creencias de hace 2600 años.
Sera que soy fariseo por adorar al Dios de Israel? Si es asi, pues dices verdad. Adoro al Dios de Israel. Y a mucha honra.

9. Manuel Abeledo - noviembre 20, 2009

Artìculo racista, mentiroso y fascista como pocos. ¿No tenías algo mejor, Paulo?

Qué cabe esperar de un fanático de medio pelo como Santomauro.

10. Uranus - noviembre 20, 2009

El LHC se pondrá de nuevo en marcha y además nos acercamos al 2012. Más claro, imposible.

11. pauloarieu - noviembre 20, 2009

Abeledo.Lee esto, quizas te guste

Cuando se trata de reclamar…

Sucedió en el Kennedy Center, de la ciudad de Washington, el 18 de diciembre de 1982. La orquesta, una de las mejores de la ciudad, estaba tocando «El lago de los cisnes» de Tchaikovsky. Su primera bailarina, Natalia Makarova, era una de las artistas más cotizadas del ballet.

De pronto, una pieza metálica se desprendió del escenario y cayó justo sobre la Makarova cuando ella estaba haciendo sus giros y volutas. En medio de la consternación general entre el público asistente, tuvieron que retirar del escenario a la artista.

Para más consternación de los dueños del teatro, la Makarova exigió, como indemnización, nada menos que veinticinco millones de dólares. Alegó que el accidente le había impedido llevar a cabo «los complejos y agotadores movimientos requeridos por su arte».

En esto de reclamar indemnizaciones por daños, la gente no se queda atrás nunca, especialmente los artistas de cine, televisión o teatro. Ellos creen valer tantos millones, que si un día se les quiebra una pestaña por la culpa de otro, son capaces de pedir un millón por esa dichosa pestaña.

En parte tienen razón. El arte es su medio de vida. Fuera del escenario o de los estudios de filmación, quizá no servirían para nada. Y el arte del espectáculo mueve hoy en día millones y millones de dólares. Y como con el arte se ganan la vida, y el arte vale millones, ellos se cotizan en millones también.

Pero esto es una muestra más del enorme desnivel en los valores humanos. Un boxeador de primera categoría, un beisbolista estrella, un jugador de fútbol de fama mundial, un tenista, un golfista, hasta un caballo de carreras, pueden llegar a valer una millonada, sólo porque el público está dispuesto a pagar lo que le pidan por verlos actuar.

Mientras tanto, un obrero que arriesga la vida trabajando en un andamio a ochenta metros de altura, un labriego que se levanta a las tres de la mañana para regar su plantío de papas, una enfermera que se desvela toda la noche para aliviar la agonía de un anciano moribundo, o una maestra que se interna en la selva o en la montaña a fin de enseñar las primeras letras a niños pobres, valen poquísimo. Casi nada.

La verdad es que éstos también son seres humanos, y su trabajo es inmensamente importante. Para Cristo son almas sumamente preciosas, porque por cada una de ellas Él vertió su sangre en el Calvario.

Por el Hermano Pablo
http://www.conciencia.net

12. Manuel Abeledo - noviembre 20, 2009

La parte cristiana sobra.

Y este señor es el mismo que dice, y cito literalmente:

En todo el universo nunca hubo en el pasado, ni hay en el presente, ni habrá en el futuro, ningún Dios, dioses o diosas, de ningún tipo, forma o descripción.

El problema es que la única persona que puede hacer este tipo de afirmación sería Dios mismo. En otras palabras, el ateo tendría que transformarse en Dios para poder decir enfáticamente que no hay Dios.

En general, lo irónico del texto es que este señor, haciéndose llamar “cristiano”, se sitúa en un pedestal de sabiduría e intenta dar lecciones de “lógica” y “sentido común”, mientras denuncia las “falacias ateas” con un muestrario de falacias formales que se podría incluir en Wikipedia por su profusión.

Hipócrita, cínico, arrogante… en fin, una gran persona.

13. pauloarieu - noviembre 20, 2009

Claro que si señor, el Hermano Pablo es una gran persona.Claro que si y un gran predicador.Ya es un hombre muy mayor.

Lo de “Hipócrita, cínico, arrogante…”, esta de mas, seguro que se escribio en tecleado automatico.

14. pauloarieu - noviembre 20, 2009

A lo mejor este otro te gusta mas:

¿JUSTICIA O MISERICORDIA?
por Carlos Rey

Cuando Julius y Ethel Rosenberg se casaron en 1939, los dos ya eran miembros activos del Partido Comunista de los Estados Unidos de América. Pero a nadie se le hubiera ocurrido pensar que llegarían a ser los primeros civiles de su país condenados a muerte por espionaje y los primeros en ser sancionados por ese delito en tiempos de paz. La Segunda Guerra Mundial, que estalló el mismo año en que se casaron, ya había dado paso a la Guerra Fría cuando fueron arrestados y acusados de ser espías de la Unión Soviética en 1950.

El proceso judicial contra los esposos Rosenberg comenzó el 6 de marzo de 1951. Causó gran sensación en todo el mundo, pues se les acusó de divulgar secretos hasta sobre armas nucleares. En el mes de abril, luego de ser hallados culpables, el juez Irving Kaufman les impuso a ambos la pena capital.

Durante los siguientes dos años el fallo fue apelado ante los altos tribunales y también fue analizado ampliamente por el tribunal de la opinión pública internacional. Uno de los factores en tela de juicio era la presunta imparcialidad de aquel juez, que al dictar sentencia había emitido el juicio de que los Rosenberg eran culpables de un delito «peor que el homicidio». La Corte Suprema de Justicia atendió siete recursos de apelación, pero fueron denegados los siete. Y por si eso fuera poco, tanto el presidente Harry Truman en 1952 como el presidente Dwight Eisenhower en 1953 denegaron las peticiones de clemencia presidencial. Ante el fracaso de una campaña a nivel mundial que pedía misericordia en su favor, los esposos Rosenberg fueron ejecutados en la Prisión Sing Sing de Nueva York el 19 de junio de 1953.

Al final del gran pleito jurídico, cuando ya se había dado el fallo de culpable, el abogado defensor, como último recurso, suplicó: «¡Su Señoría, lo único que mis clientes piden es justicia!» A lo que el juez Kaufman repuso: «Eso es precisamente lo que este tribunal ha impartido, justicia. Lo que realmente quieren es misericordia, y este tribunal no está facultado para conceder misericordia. Eso le corresponde al presidente.»

Así como a los espías Rosenberg, también a cada uno de nosotros se nos ha hallado culpable de un delito que lleva la condena de muerte. Ese delito es el pecado. Pero Dios, el presidente sobre todos los presidentes del mundo, consciente de que lo que necesitamos es misericordia y no justicia, envió a su Hijo Jesucristo al mundo para que muriera en nuestro lugar. Ahora, en base a esa expiación de nuestro pecado, Él nos ofrece su perdón divino y, en vez de una condena de muerte, la vida eterna. Así que no tenemos que esperar, como los Rosenberg, a que se nos dicte sentencia. Podemos, más bien, anticiparnos al día del Juicio Final, pidiéndole a Dios perdón hoy mismo y recibiendo así su misericordia divina.

saludos

15. Manuel Abeledo - noviembre 20, 2009

Es bastante triste que intente meter la puntilla evangelizadora en una historia de por si interesante.

De todos modos, sigue sin quitar que este señor es un ateófobo recalcitrante, amén de los adjetivos que he puesto anteriormente.

16. pauloarieu - noviembre 20, 2009

Lo que sentis es el choque de cosmovision, al estar el predicador en un extremo y el ateo en el otro.

El uso de un simil es un recurso sumamente util en homiletica ,ya que ayuda a explicar las verdades espirituales con ejemplos.

Creo que cuestionar al Hno.Pablo por su fe es como cuestionar un animal salvaje por su olor. Es intrínseco.
La conclucion de la historia es lo mas importante:
Así como a los espías Rosenberg, también a cada uno de nosotros se nos ha hallado culpable de un delito que lleva la condena de muerte. Ese delito es el pecado. Pero Dios, el presidente sobre todos los presidentes del mundo, consciente de que lo que necesitamos es misericordia y no justicia, envió a su Hijo Jesucristo al mundo para que muriera en nuestro lugar. Ahora, en base a esa expiación de nuestro pecado, Él nos ofrece su perdón divino y, en vez de una condena de muerte, la vida eterna. Así que no tenemos que esperar, como los Rosenberg, a que se nos dicte sentencia. Podemos, más bien, anticiparnos al día del Juicio Final, pidiéndole a Dios perdón hoy mismo y recibiendo así su misericordia divina.

saludos

17. pauloarieu - noviembre 20, 2009

tengo otra bien bonita, M. Abeledo.Espero te guste.

Entraron con él a las bodas
Mt 25.10

Siempre conviene salir de viaje con todo lo necesario para no tener sobresaltos. Hace un tiempo se estrenó una película basada en hechos reales llamada “K 19, the widowmaker”, haciendo referencia a un submarino de la Armada Roja que zarpó sin la necesaria preparación y sin el suficiente equipamiento y que casi fue el protagonista de un desastre nuclear en plena guerra fría. Cuando los reactores nucleares iniciaron una reacción que los llevaría a una posible explosión nuclear que arrojaría una nube de desechos que pondría en peligro a mucha gente, los tripulantes se encargaron de repara la falla evitando el desastre. Pero no fue una hazaña gratis, ya que los que se encargaron de las reparaciones se expusieron a niveles mortales de radiación por no tener a bordo los equipos antirradiación necesarios. El desastre se evitó, pero costó muchas vidas entre los tripulantes del submarino, por no estar debidamente preparados para la eventualidad.

No fue este el caso de las diez vírgenes que si entraron a la fiesta de bodas, pues ellas no sólo tenían lo aparentemente necesario, sino que tenían todo lo necesario. Nos puede sonar egoísta de su parte no compartir el aceite con las otras, pero existía el peligro cierto de que ninguna entrara. Además, las otras deberían saber que era lo que se necesitaba para entrar a las bodas sin inconvenientes.

En lo que hace a la salvación, nadie entrará al cielo por tener parte de la provisión de otro. El que no se proveyó de lo necesario en esta vida, cuando venga el Señor será tarde para salir a pedir a los que ya van rumbo a la fiesta en los cielos. Podemos orar por quienes no conocen a Cristo como su Salvador, podemos compartirles las buenas nuevas, pero está en ellos tomar la decisión que los hará salvo, no en los que ya los somos.

Es notable que la parábola nos informa que los dos grupos se durmieron por igual, lo que indica que el sólo velar, sin estar preparados no es suficiente, porque si alguna de las imprudentes se hubiera quedado despierta, igual no hubiera entrado por no tener aceite para sus lámparas. Las prudentes, aunque dormidas como las demás, tenían lo suficiente y necesario para entrar a las bodas.

El Señor viene otra vez a este mundo: ¿tenés lo necesario para recibirle gozoso?

En la práctica: Tener lo suficiente en este caso es tener al Espíritu Santo en tu vida. Si está presente se dejará ver en una vida renovada a diario por su poder.

saludos,mi amigo español

18. sbach2k - noviembre 20, 2009

En lugar de vida eterna lo único eterno será su espera de ése su dios…

19. Manuel Abeledo - noviembre 20, 2009

Creo que cuestionar al Hno.Pablo por su fe es como cuestionar un animal salvaje por su olor. Es intrínseco.

Disculpa, pero yo no lo critico por su fe. A mi su religión no me importa. Lo que sí me importa es su arrogancia y suficiencia, su uso sistemático de falacias documentadas para denunciar lo que él cree que son otras falacias, su constante (y delirante) odio hacia quien no comparte su fe… disfrazado, como suelen hacer los fundamentalistas pasivo agresivos, de mandamientos divinos y demás zarandajas.

Que a este señor le reconcome por dentro todo lo que contradiga sus creencias es obvio. Es cuidadoso y no condena a la hoguera a nadie directamente sino a través de los dogmas de su religión. Pero si viviese en otra época, no me cabe duda de que justificaría muchísimas barbaridades que se cometen en el nombre de su dios. Salta a la vista. Hoy en día, por suerte, la sociedad y la ley ponen a la mayoría de estas personas en su sitio, así que tiene que conformarse con insultos velados y falacias ad hominem… triste botín para un fundamentalista.

20. pauloarieu - noviembre 20, 2009

Bueno,Abeledo.Dios te ama. Es lo unico que puedo decirte.
el resto es retorica.
bye


Sorry comments are closed for this entry

A %d blogueros les gusta esto: